lanchas neumáticas

Lanchas neumáticas: qué son y qué cuidados necesitan

Las lanchas neumáticas son una opción cada vez más popular entre quienes disfrutan de la navegación. Son un tipo de embarcación de fácil uso y transporte, cosa que las hace ideales tanto para el ocio como para la pesca. En este post, vamos a explicarte qué es una lancha neumática y qué cuidados necesita.

¿Qué es una lancha neumática?

Una lancha es un tipo de embarcación neumática, ligera, hecha principalmente de materiales flexibles como PVC o Hypalon. Se infla con aire, lo que le da su forma y flotabilidad. Una de las grandes ventajas de estas lanchas es que, cuando no se están utilizando, pueden desinflarse y guardarse en espacios reducidos.

Lancha neumática con motor

Muchas lanchas neumáticas están equipadas con motores fuera de borda, lo que las convierte en lanchas neumáticas con motor. Estas son perfectas para quienes buscan una embarcación rápida y eficiente para actividades recreativas, pesca o como bote auxiliar para embarcaciones más grandes. Los motores pueden variar en potencia, desde pequeños motores eléctricos hasta motores de gasolina más potentes, según las necesidades de cada perfil.

¿Estás interesado en nuestro seguro de embarcación neumática?

Descubre más información sobre tu seguro en el siguiente enlace.

Más información

Cuidados para lanchas neumáticas

Si quieres mantener una lancha neumática por mucho tiempo, debes saber que el hecho de que esté en buen estado es clave para asegurar su durabilidad y rendimiento. A continuación, compartimos algunos consejos para cuidarla adecuadamente:

Limpieza regular

Limpiar la lancha después de cada uso, especialmente si ha estado en agua salada, ya que esta puede corroer los materiales, por lo que es recomendable enjuagar con agua y un detergente suave. Asegúrate de secar bien la lancha antes de guardarla para evitar el moho y los hongos.

Revisión de válvulas y costuras

Revisar periódicamente las válvulas y costuras de la lancha para asegurar que no haya fugas de aire. Las válvulas deben estar en buen estado y funcionar correctamente, y las costuras deben estar libres de desgarros o desgaste. Si encuentras alguna fuga, repárala de inmediato con un kit de reparación adecuado.

Almacenamiento adecuado

Cuando no uses la lancha, guárdala en un lugar fresco y seco, dado que la exposición prolongada al sol puede deteriorar los materiales, haciendo que pierdan su flexibilidad y resistencia. Si es posible, guarda la lancha desinflada y doblada según las instrucciones del fabricante para evitar daños.

Mantenimiento del motor

Si tu lancha neumática tiene motor, es esencial mantenerlo en buen estado. Cambia el aceite y revisa el sistema de refrigeración regularmente. Después de usar el motor en agua salada, enjuágalo con agua dulce para prevenir la corrosión. Consulta el manual del motor para obtener pautas específicas de mantenimiento.

Seguros para lancha neumática

Un buen seguro para tu lancha neumática puede ahorrarte muchos problemas y gastos inesperados. Un seguro de embarcación neumática cubre varios riesgos, incluyendo daños propios, accidentes personales, remolque y responsabilidad civil. Además, en iSeguros te ofrecemos un trato totalmente personalizado para trazar las coberturas que necesitas para estar protegido, sin pagar de más por coberturas que no vas a utilizar. Nuestro equipo de expertos está a tu disposición. No dudes en contactarnos para obtener más información sobre nuestras pólizas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver arriba
iSeguros logo blanc

Especialistas en Seguros Online: Aseguradora Online de Seguros de Barco, Seguros de Salud, de Vida, de Comunidades, de Coche, de Hipoteca y de Autónomos.
Trato personal especializado y proactivo.

Síguenos