Si estás pensando en comprarte una casa, es probable que te haya surgido la siguiente duda: ¿Es obligatorio el seguro de vida para una hipoteca?

Al querer contratar una hipoteca, es muy habitual que la entidad bancaria te ofrezca otros productos adicionales como los seguros. Sin embargo, es importante que tengas en cuenta que no es obligatorio tener contratado ningún seguro con el banco.

Como consumidor, es esencial que conozcas tus derechos. De esta manera, contarás con la información necesaria para elegir aquello que realmente te conviene y se adapta a tus necesidades. Por ello, en el post de hoy, hemos querido aclarar qué dice la legislación sobre contratar un seguro vinculado a una hipoteca.

¿Es obligatorio contratar un seguro de vida con la hipoteca?

Muchas entidades bancarias establecen como requisito indispensable tener contratado un seguro de vida a la hora de conceder una hipoteca, pero lo cierto es que la ley no obliga a suscribir ningún tipo de póliza con el banco. De hecho, se establece claramente que: “La aceptación por el prestamista de una póliza alternativa, distinta de la propuesta por su parte, no podrá suponer empeoramiento en las condiciones de cualquier naturaleza del préstamo”.

Es importante que recuerdes que la decisión de contratar un seguro siempre debe ser tuya y que, al contratarlo, debes mirar por tus intereses y por los de tu familia. En caso de accidente, enfermedad grave o fallecimiento, serán tus allegados quien deban hacerse cargo de las responsabilidades y es importante que cuenten con el apoyo necesario.

¿Es obligatorio algún otro seguro para una hipoteca?

Tal y como hemos comentado anteriormente, el seguro de vida no es obligatorio para hipoteca. Asimismo, es importante recordar que la legislación vigente sí establece que cualquier individuo que tenga una casa hipotecada debe contar, como mínimo, con la cobertura de daños ocasionados por incendio.

Según la Ley de Regulación del Mercado Hipotecario, esta póliza debe contratarse por el valor catastral del inmueble. De esta manera, se garantiza el pago de la deuda contraída con el banco en caso de que el bien sufra daños a causa de un incendio, una explosión o fenómenos naturales.

Aunque la cobertura de daños ocasionados por incendio, así como otras coberturas adicionales son necesarias cuando se accede a una hipoteca, no es obligatorio contratar ninguna póliza con el banco. Es decir, contar con este tipo de seguros es básico, pero se puede desvincular de la entidad bancaria con la que se contrata la hipoteca.

¿Puedo cancelar un seguro con el banco?

Tal y como te contamos en nuestro anterior post sobre los seguros que ofrecen los bancos, si ya tienes contratado tu seguro de vida hipoteca con tu banco, debes saber que puedes cancelarlo antes de su renovación. Solo deberás comunicarlo con un mes de antelación. Es probable que, de entrada, la entidad ponga alguna objeción, pero debes tener claro que estás en tu derecho de cancelar el contrato.

Diferencias entre los seguros que ofrecen los bancos y las aseguradoras

Existen importantes diferencias entre los seguros que ofrecen los bancos y los que ofrecen las aseguradoras. La primera y más evidente es la experiencia y el grado de formación. Mientras que las entidades bancarias son expertas en asuntos financieros, los agentes de seguros pueden ofrecerte realmente la protección que necesitas, ya que conocen los riesgos a los que puedes estar expuesto y cuentan con la formación necesaria para analizar las diferentes coberturas más adecuadas según tu caso.

Por otra parte, la asistencia recibida por parte de una entidad bancaria nunca se podrá equiparar al interés que mostrará un agente de seguros que te conoce personalmente y que quiere ayudarte a solucionar rápidamente el siniestro. Muchas veces, los bancos aseguran asistencia las 24 horas del día cuando, en realidad, dan un servicio automatizado.

Además, el precio también suele ser un elemento de discordia con el banco, quien te asegurará importantes descuentos pero que, a la hora de la verdad, se acabará cobrando por otro lado. Los seguros que ofrecen las aseguradoras no solo te ofrecen un precio más ajustado, sino que suelen contar con coberturas y servicios adicionales para garantizar tu bienestar y el de los tuyos. Por ejemplo, nuestros seguros de vida hipoteca incluyen servicios exclusivos como el segundo diagnóstico, programas de rehabilitación cardíaca, testamento online, borrado digital, asesoramiento médico o asistencia jurídica telefónica.

Si deseas más información o tienes alguna duda sobre la obligatoriedad de tus seguros, puedes contactar con nosotros sin compromiso. En iSeguros podemos analizar tu póliza actual con el objetivo de ofrecerte una solución que realmente se adapte a tus necesidades y al mejor precio. Si ya te han obligado a hacer tus seguros con el banco, te regalamos una auditoría y comparativa completamente gratuita valorada en 199€.