Tal vez en algún momento hayas vivido una situación en la que te has preguntado cómo saber si un coche tiene seguro. Ya sea porque te has visto involucrado en un accidente de tráfico o por cualquier otro motivo, debes saber que esta información puede ser consultada en determinados casos. 

Todos los vehículos deben contar con un seguro de Responsabilidad Civil Obligatorio, pero lo cierto es que un reciente estudio demostró que hasta 2 millones de vehículos en España circulan sin seguro. Es por ello que, en caso de duda, es aconsejable realizar esta confirmación. 

Consultar el FIVA   

Para saber si un coche matriculado en España está asegurado, se debe consultar el Fichero Informativo de Vehículos Asegurados (FIVA). Este archivo, gestionado por el Consorcio de Compensación de Seguros, tiene principalmente dos objetivos. En primer lugar, suministrar la información necesaria para que las personas implicadas en un accidente de circulación puedan conocer la entidad aseguradora que cubre la responsabilidad civil de los vehículos implicados. Por otro lado, facilitar el control de la obligación de mantener en vigor un seguro de Responsabilidad Civil que tiene todo propietario de un vehículo a motor.

Evidentemente, el FIVA cuenta con un método de protección de datos y es por ello que solo tienen acceso a él determinadas organizaciones públicas, privadas y los particulares que puedan certificar su implicación en un accidente de tráfico. 

Cómo solicitar información a través del FIVA 

Para que un particular pueda acceder a la información facilitada en el FIVA, debe rellenar una solicitud de forma presencial o por correo electrónico. Solo tendrán acceso a la consulta virtual las entidades aseguradoras que cumplan con los estándares mínimos de fiabilidad, los centros sanitarios y servicios de emergencias médicas suscritos con el Consorcio y las entidades aseguradoras para la asistencia a los lesionados de tráfico.   

El trámite presencial puede realizarse en cualquier delegación oficial del Consistorio, rellenando un modelo de solicitud cumplimentado en todos los apartados y adjuntando una copia del parte de daños o la declaración amistosa. Es importante recordar que en caso de acudir en representación de otra persona física o jurídica, se debe acreditar dicha representación.  

Por otro lado, el formulario de solicitud de información al FIVA puede enviarse por fax o por correo electrónico, siguiendo el mismo procedimiento. Se debe adjuntar la solicitud oficial y la documentación detallada anteriormente. 

En la página web del Consorcio de Compensación de Seguros se puede encontrar toda la información relativa a este trámite.   

Comprobar matrícula a través de la DGT

Para conocer el estado de un vehículo también se puede consultar el Informe de Vehículo de la DGT. Para acceder a él, se deben pagar las tasas correspondientes, que ascienden a 8,50 euros. Estos informes incluyen la titularidad del vehículo, los datos técnicos, el número de titulares anteriores, la situación administrativa, la fecha de caducidad de la ITV y las cargas o gravámenes que impiden la transmisión del vehículo. 

Asimismo, para identificar un vehículo, también existe un informe gratuito que se puede consultar online y que incluye la información básica.

Recuerda que contratar un seguro de Responsabilidad Civil es obligatorio  

Como ya hemos comentado anteriormente, según la Ley del SOA, RDL 8/2004, todos los propietarios de vehículos a motor que tengan estacionamiento habitual en España están obligados a contratar y tener vigente un seguro de Responsabilidad Civil.  

Tanto si se encuentra en circulación como si se encuentra estacionado, un vehículo que no esté asegurado puede recibir una multa de entre 650 y 2.800 euros. Además de la infracción que representa, es evidente que supone un peligro muy grave, tanto para el propietario del vehículo como para terceros. Por todo ello, en ningún caso, se debe circular sin seguro. 

Por último, queremos recordarte que si no cuentas con un seguro o deseas cambiar de compañía aseguradora en iSeguros podemos podemos comparar, sin ningún tipo de compromiso, el contrato de tu póliza actual, a fin de encontrarte el mejor precio junto con las mejores prestaciones. 

 

¡No dudes en contactarnos para más información!